Visita a Estambul, Turquia

Gracias a mi música he tenido la fortuna de visitar muchos lugares en el mundo, pero esta vez me he llevado una grata sorpresa en mi ultimo viaje a la imponente ciudad de “Estambul”.

El recorrido comenzó con las instrucciones y guía de nuestro amigo Battal, quien fue nuestra primera muestra de la calidez y hospitalidad de los habitantes del lugar y con los encantadores Herman y Meet, con quienes vivimos gratos momentos con quienes disfrutamos belleza e historia de la gran Estambul antiguamente llamada “Constantinopla”.

Aunque no es la capital política de Turquía, Estambul es considerada la primera ciudad, pues juega un papel muy importante en la industria, comercio y cultura de este país. Es la mas grande en densidad de población en Europa pues cuenta aproximadamente con 15 millones de habitantes. Ha sido nombrada como una de las ciudades mas bellas de la región, rica en historia y cultura, por esta razón fue declarada por la Unesco como “Patrimonio Cultural de la Humanidad” desde el año 1985.

La ciudad esta dividida por el estrecho de Bósforo y unida por 2 hermosos puentes a la vez, donde convergen la parte Asiática y la parte Europea de la ciudad, un espectáculo digno de admirar de día donde aparecen imponentes edificaciones que hablan de su exuberante belleza e historia como en la noche, cuando la iluminación de estas extraordinarias mezquitas, monumentos y puentes potencian su gran magnificencia.

Son una muestra de este importante crisol cultural la “Mezquita Azul”, el Museo de “Santa Sofía”, La “Cisterna Basílica” y el “Palacio de Topkapi” imperdibles para los visitantes del lugar.

La mayoría de su población es musulmana, de ahí que se hayan sustituido las campanas de la iglesia por tonadas de alabanza que empiezan a las 5 de la mañana y que duran tan solo unos pocos minutos, como llamado a su primera oración de las 5 que realizan en el transcurrir del día.

Música con escalas arabesca, sonidos exóticos de tambores y cantos hipnotizadores, engalanan los lugares de la ciudad y de repente de manera sorprendente, suenan en la radio nuestros ritmos y artistas Latinoamericanos, los que son admirados y queridos por los habitantes de estas tierras lejanas, dejando ver que que la música es verdaderamente un lenguaje universal por excelencia.

Los escenarios tienen también unas invitadas especiales, hermosas mujeres, que con su sensualidad y manejo corporal, nos muestran otra parte de su encantador mundo, la magistral muestra de la danza del vientre, que suscita exclamaciones de admiración y fascinación entre el publico presente.

Por otra parte, deleitamos nuestros paladares con un sin numero de texturas y colores, especias, sabores a mar y tierra, creaciones llevadas magistralmente a cabo por los expertos de la cocina en Estambul, donde destaco con mucho cariño y agradecimiento a nuestro querido chef Balbahadur, quien nos consintió al máximo brindándonos todo su conocimiento en las artes culinarias para nuestro placer.

Y como no podían faltar las compras, que mejor lugar para visitar que el “Gran Bazar” donde se puede ver claramente el tan mencionado talento de los Turcos en el comercio. Es una especie de centro comercial, pero con 650 años de antigüedad, cuenta con 3.000 tiendas aproximadamente, donde puedes conseguir un alfiler, una alfombra persa o una hermosa joya de elaborada filigrana creada por los mas expertos orfebres, hasta un fabuloso laúd, antigüedades, o una variedad increíble de coloridas especias y frutos secos, definitivamente otro lugar imperdible en esta maravillosa ciudad.

Gente cálida, amable, orgullosa de su cultura, su historia y su presente.
Tierra recóndita y mágica, llena de encanto, ciudad para visitar, para enamorarse.

Gracias queridos amigos, Tina y Luc por compartir con nosotros en la calidez de su hogar tan hermosa ciudad y por hacer de nuestra visita a “Estambul” Una Experiencia Inolvidable!

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInPin on Pinterest